jueves, 31 de enero de 2008

Corazón Partío (1)


He de tomar una decisión.

Hace demasiado tiempo que mi relación actual “hace aguas”.

Llevo cuatro años con ÉL. Atractivo, nivel económico alto, buena imagen y estatus tirando a elevado ( tenéis razón, SOY UNA HIPÓCRITA, siempre abanderando que “eso” no ha de condicionar ninguna relación y ahora, que me encuentro en la disyuntiva, voy y me sorprendo a mi misma teniendo en cuenta semejante memez!, ag! No me doy de hostias porque no me tengo por violenta que sino!). Esta relación me permite ir “arreglada” (llamarme esnob si gustáis, pero soy de las que disfruta tanto con tejanos, como con falda -o traje- y tacones. Por no hablar de que no me gustan esas relaciones en las que, por narices, has de vestir limitada porque ÉL no sale de “las bambas”. Las limitaciones ya me las pongo yo, gracias!). Socialmente está bien relacionado. (Lo siento, pero en mi caso, que no soporto la vulgaridad y la mala educación, es algo a tener en cuenta! Y eso no quita que no me lo encuentre también, eh? Pero un pelín menos.) Viajo con ÉL unas tres veces al año. (Me encanta viajar!. Por suerte a ÉL también, sino tendríamos un serio problema....Sé de relaciones donde una de las dos partes no soporta salir de su entorno.) Nuestra relación me ha hecho crecer y eso es lo más importante –además del respeto- que le pido a cualquier relación, pero de un tiempo a esta parte (dos años, que se dice pronto!) se ha estancado y el respeto empieza a ser unidireccional. Yo sigo teniendo objetivos y queriendo evolucionar y a ÉL ya le está bien como estamos. Es como si por firmar un papel ya estuviera todo hecho. Venga! acomodémonos que esto ya es para siempre. Hace cuatro años que pintamos!- me dice- para qué pintar de nuevo?!. Pues porque todo necesita de un mantenimiento, incluso las relaciones!!- le digo yo- y entonces es cuando ÉL saca lo de “más vale malo conocido que bueno por conocer” y que “para qué cambiar nada si ya está bien así” y..... Ag! ÉL está bien así. Yo no, por eso saco el tema!. Quiero seguir con ÉL! En su día aposté por nuestra relación! No soy de las que tiran la toalla al primer contratiempo!, (ni al segundo, ni al quinto) por eso es que propongo alternativas! pero NO, todo son PEROS y MALAS CARAS. Si por lo menos no me exigiera dedicación exclusiva, miraría de compensar con otras actividades. Maldición! de qué demonios me sirve el estatus, la imagen, el nivel económico y “toda la pesca” si no soy feliz!!, si cada vez me cuesta más sonreír, levantarme por la mañana, si no me siento parte importante en esta relación, si me hace sentir culpable por querer mejorar..................

2 comentarios:

lo moro dijo...

deja al imbecil,deja su estatus, su nivel de vida y su tonteria. Vales demasiado como para estar perdiendo el tiempo en una relación que no te hace feliz.

Un beso ENORME

SE TE QUIERE

Olvido A. dijo...

Tienes razón. No es fácil decidir siempre cuál es el camino. A veces (¿a veces? quizá la mayoría de las veces) ni siquiera sabemos qué queremos, cómo, por qué... Hay momentos en los que te engulle el pánico (¿me estaré estancando? ¿me estaré convirtiendo en mi madre?). Otras veces te sorprendes ensoñando un cuerpo desnudo que no es el suyo. Y, sin embargo, todavía sientes que le quieres.
En esas situaciones, no basta con una lista de pros y contras, porque las mismas cosas pueden ponerse como pro y como contra.
Es difícil, pequeña. Pero es como la resaca, me temo que vas a tener que pasarla sola. No te precipites.

Besitos, linda