domingo, 20 de abril de 2008

Cocinillas Girls Club.

Me resistía a hablar de “ello” (como casi de todo aquello que me importa, no vaya a ser que “se fastidie” y el batacazo emocional sea del quince!) pero después del éxito frente a los fogones, no me queda de otra que hacer la presentación oficial. 6 Mujeres. Un país. Los mejores ingredientes, unos fogones, y Tachán! Cocinillas Girls Club!! Cocina internacional a cargo de 6 Inexpertas Chefs. (Quizás!, pero qué entrega!).

Todo empezó con un “Porqué no….”, siguió con un “Probamos?” y visto lo visto, va camino de “Arzac, Ferrán (Adriá), Carme (Ruscalleda), apartaos que vamos!!”.

Cómo, cuándo y dónde. Una vez al mes, se decide -reunión mediante- el país, el día, la casa anfitriona y qué platos se cocinaran. Se prepara la lista de lo que se necesitará y dos días antes del Gran Evento, se hace la compra. El día señalado y después de descorchar la primera botella del vino del país al que se rinde homenaje (el “sector etnólogo” -con afán de perfeccionismo y ganas de maridaje- NO pasamos una y ésta última, M… tuvo que comprar los caldos con denominación de origen d´Ouro, en Barna! dónde paseó palmito y botellas con un movimiento sexy de caderas que ya quisieran muchas modelos!), brindamos, distribuimos tareas y “manos a la obra”! Quiénes. Somos 6, todas mujeres, a cuál más diferente pero qué compenetración señores!; Alcánzame esos platos, alguien ha visto mi copa?, una de horno calentito para el postre!, listos los fogones para el grupo que se encarga del 2º plato!, qué te parece si le echamos un poco más de cilantro? Y todo con un buen hacer y un “nosequéqueséyo” que ya quisieran muchos Chefs en su cocina!!.

Qué poderío! (el de E…. con su “juguetito” qué versatilidad!, qué manejo de muñeca!, que modo de montar la nata!). Céntrate Ana por Dios! que te pierdes!. Ups! si! perdón!. Qué. Cenas temáticas. Llevamos dos, la 1ª dedicada al PERÚ. Madresita cómo estaba el “Seco de Cordero”!! (que de “seco” nada! y con el ají –pimiento peq muy picante- que llevaba, el Pisco -bebida típica con alcohol- corrió como el agua y ¡Arriba Perú! hip!) por no hablar del “Cebiche de Bonito”, dónde el Cilantro y el Zumo de limón adquirieron protagonismo y volvieron a lucir en la 2ª, dedicada a PORTUGAL. El menú? Pataniscas (buñuelos) de Bacalhau, Cataplana de Amêijoas (difícil hablar de ellas sin entrar en matices sexuales!) y Bacalhau à Brás, como entrantes. De 2º un Bacalhau à Lagareiro (al horno) que tiraba de espaldas! como se puede apreciar en la foto que preside este post. Y de postre, el clímax, Bolo de Morango acompañado de un Vinho dho Porto. Llegados a este punto, se nos acabó el vino (con tanto brindis como hicimos) y las exclamaciones de admiración. Un hurra por las cocineras!, HURRA!!. Alto! me olvidaba del pan! La doncella del “juguetito” tuvo a bien sorprendernos en la primera de nuestras reuniones con un pan elaborado artesanalmente y Vivedios! que ya no hay “trovada” sin pan, ni pan sin un “CórtaloYaPorDiosQuébueno!!”.

Y hasta aquí la crónica de una de las mejores ideas que hemos tenido. La próxima toca en mi casa y con GRECIA como país temático. Ya os contaré.

3 comentarios:

Almond dijo...

Chicas,

Este post no se lee: se huele! pero que manos, que arte, que soltura, que gracia, que salsa, que... TODO!

Next one, Grecia. A ver que tal sale la Moussaka :P

Dulces ronroneos,

Almond

Jorge dijo...

Me acabas de jorobar el regímen tan cuidadosamente llevado a cabo esta semana, salibeo viendo las "afotos"; y mi cardíologo me sacudira el lunes,
Procurare no soñar con.........................................................................¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡error; no es la comida sino con la posibilidad de poder habere escuchado las muy aabrosas conversaciones que sin duda se llevaron a cabo por parte de quienes cocinaron; CHICOS TEMBLAD, aunque mejor PENSAD EN LA CANTIDAD DE VERDAD QUE SIN DUDA HABRIA EN LA DISECCIÓN.
Cuando hagais la de Egipto, avísame

la cocinillas del "juguetito" dijo...

La comida, deliciosa; el vino, exquisito...pero lo mejor, la compañía, la charla y la complicidad. Goethe decía que para conocer a la gente hay que ir a su casa. Yo añadiría que para conocer a alguien, lo mejor es cocinar juntos. Quien saber cocinar en equipo, sabe compartir. Un besito, "coraçao" ;)